el 4 de octubre en Madrid

el 4 de octubre en Madrid
La máquina de proyectar sueños

domingo, 20 de junio de 2010

Confesionario Fútbol- este martes a las 20hs- Rojas

margarita garcía robayo (en la foto de mordzinski)
kiwi sainz (primera DT mujer)
sonia budassi (en busca de tevez)

13 comentarios:

Anónimo dijo...

Soy novata en materia confesora, pero para ponerme al día le he echado un vistazo al de Maitena... y hay una pregunta que quería hacerte (a lo mejor es una gilipollez, pero bueno, no me lo tomes a mal ;-)): ¿Existe una diferencia de enfoque/ de concepto entre el confesionario y una entrevista convencional? A juzgar por el de Maitena (ya sé que ver uno solo no es muy significativo) la intervención de la confesora es muy poco intrusiva, muy sutil... quizá menos expeditiva que la del entrevistador convencional... pero bueno, es sólo una observación (espero que no sea también una ida de olla total... ;-))

Gracias y perdón por el rollo.
Madrid

chicaenminifalda dijo...

la adaptación televisiva es mucho más light que el vivo.
y tenés razón que no es tan distita de una entrevista normal (excepto que ella trajo esa montaña de dibujos de la tapa para mostarr su osesividad)
ahora tengo el video del primer confesionario que es mucho más revelador. en cuanto los suba a you tube, me dirás que te parece.

EdC dijo...

Aquí una opinión como espectador.
La primera vez que ví un “confesionario” fue un “confesionario TV” y justo el de Maitena. Y lo que veo en común de todos los confesionarios, tuve la suerte de ver un par en vivo, incluso C Sz ¡ilustró! el de la semana pasada con un dibujo mío.

Lo que siento yo como característica es la extraña virtud de ser Cecilia una entrevistadora que parece (y es) tranquila, casi transparente. Casi no interviene, pero por alguna razón casi religiosa, el ‘confesionado’ dice cosas que uno está seguro nunca dijo. Y eso es mérito de Cecilia y el ámbito que logra. Ejemplo, en esa entrevista de Maitena, que me encontró una madrugada; no podía creer yo todo lo que ella decía sobre su arte. Además considerando que Maitena, entiendo es una artista que no-quiere-entrevistas.
En el caso particular de Maitena, yo venía lamentando que iba a dejar de trabajar su humor; y esa hermosa entrevista dije:”¡por supuesto! ¡que haga lo que quiera!!” . Se que es una verdad de Perogrullo, pero uno como espectador (o consumidor de arte), es medio vampiro: quiere que Maitena siga dibujando, que Cerati siga cantando, que Salgán siga sonando. Incluso que Cecilia siga escribiendo sus ficciones y haciendo confesiones (de otros).

Gracias Cecilia y gracias Anónima Lejana.

EdC (espectador)

chicaenminifalda dijo...

hay algo de cierto en lo que dice EDC. a primera vista puede ser uan entrevista más. pero por un lado es cierto que maitena da muy pocas entrevistas, también que trajo 100 dibujos para una tapa en los que ilustró la obsesión y el porqué dejaba la tira semanal.
por otro lado hay algo de confesionario que tiene que ver con la serie, porque no es la bísqueda de un espacio sensacionalista donde se digan cosas picantes, si no una especie de juego con la verdad que va desde la tristeza de la muerte a las experiencias mas banales a la sexualidad...etc si ves los títulos a lo largo de la serie....te das cuenta que hay una pregunta a lo largo.

Anónimo dijo...

Hola a todos desde Madrid, la roja juega y yo estoy tan nerviosa que prefiero no verlo.
EdC dice:
"Lo que siento yo como característica es la extraña virtud de ser Cecilia una entrevistadora que parece (y es) tranquila, casi transparente. Casi no interviene, pero por alguna razón casi religiosa, el ‘confesionado’ dice cosas que uno está seguro nunca dijo". ¡Exacto! Qué bien has puesto en palabras lo que yo quería decir con "sutil" y "poco intrusiva".
En efecto, en la entrevista convencional el periodista suele ser más agresivo para extraer información, hasta el punto de que a veces se convierte él mismo en el protagonista (y mira que nos decían una y otra vez en la Facultad que el entrevistador jamás debía ser la estrella).
En los fragmentos del confe de Maitena (mi experiencia iniciática en materia confesora ;-)) , la confesora se me aparece como oyente en segundo plano, pero no por ello menos eficaz... precisamente la calma, como dice EdC, da lugar a una mayor relajación del que confiesa, lo que le lleva a mostrar facetas que quizá en una entrevista convencional, y estando en guardia frente al entrevistador, jamás expondría...
De hecho, la imagen del "confesor" a mí me evoca la idea de un oyente perfecto ante el cual descubrirse... Por eso te preguntaba si de fondo había un concepto distinto frente a la entrevista normal.
Tengo que ver otros confesionarios, a ver si confirmo esta impresión.
Uff, qué rollo acabo de escribir, perdonad por estos divagues, voy a ver si la roja marca...
Gracias a los dos por vuestras respuestas, me han encantado...

Madrid

Anónimo dijo...

Y otra cosita: la entrevista convencional siempre intenta sacar información, a veces hasta con sacacorchos. Lo que me ha gustado del confesionario de Maitena es que ese no parecía el objetivo, sino más bien dejar las cosas vayan aflorando y el personaje vaya esbozándose ante los demás...

`Tá, prometo estar algún tiempo calladita...;-))
Madrid

chicaenminifalda dijo...

Madrid: muy buenísimas tus intervenciones. ni pienses en callarte.
en la propuesta hay una idea de que el confesado confiesa lo que quiere y sobre eso se deja correr.
de todas maneras la televisión es un medio difícil que voy explorando y me parece que lo que nos va gustando a todos (publico, invitado y a mí) es que puede aparecer el mundo del otro con cierto espesor...y se va generando un clima de charla (un clásico de siempre) que al menos en la tv argentina no existe. esa es la novedad, creo.

EdC dijo...

Grita! por el gol de Villa!

uno a cero!!!

EdC(gracias)

chicaenminifalda dijo...

Roja: y ya tienes un gol para respirar aliviada.

EdC dijo...

Aquí espectador:

Si Cecilia. En la TV argentina no se ve, quizá 'el perro verde' en sus capítulos porteños, sea un antecedente. Igual, es distinto.
Lo que quise decir en el caso de Maitena Burundarena (artista que me encanta desde ‘la fiera’ allí en los ochenta), es que a pesar de ser refractaria a ser entrevistada en general. En Confesionario-TV aceptó y dijo todo, seguramente porque conocía la forma de entrevistar. Creo que esa es virtud de la suave entrevistadora y el ámbito de charla. La entrevista como arte y no como búsqueda de ranking.
Saludos mundiales

EdC (mira)

chicaenminifalda dijo...

gracias EDC!
lo que decís, es así.
Ganó España! (y nos cortó la racha americana)

Anónimo dijo...

Síii, sobreviví a este partido!!! ;-))

Gracias!
Madrid

chicaenminifalda dijo...

:D