sábado, 17 de julio de 2010

la noche en la plaza x Cristian Alarcón


El día M

Crónica de la madrugada en que decir “igualdad” fue una declaración de amor. De la noche de brujas teñida de naranja, a las alegres lágrimas de quienes sentimos que el 15 de julio el territorio argentino se hizo más ancho.

 Por Cristian Alarcón
A nadie se le ocurrió que íbamos a llorar así. Nadie pensó en este estallido de alegría desmesurada, en este saltar con los otros, con los mil que a las cuatro y media de la madrugada nos apretamos hasta el final ante el Congreso para decir, como nunca antes: igualdad, igualdad, igualdad. Siempre la política guarda ese plus que se puede experimentar ante el triunfo final de una idea, de una sociedad, y de pronto, sin que nadie lo esperara, las viejas palabras vuelven a tener sentido. Las palabras tan manoseadas, tan gastadas por el uso que les han dado los traidores, se pueden repetir como una declaración de amor: ¡Igualdad! ¡Igualdad! ¡Igualdad! La emoción de la política, de una epifanía común, de un cambio histórico, nos tomó por asalto antenoche, en la plaza esa que cruzamos tantas veces antes, en la misma plaza donde bailamos tantas veces al terminar las marchas, durante todos estos años de soltería. El casamiento entre personas del mismo sexo es ley, y lloramos, juntos, porque un cambio así, sabemos, intuimos, sólo puede traer felicidad.
sigue acá

3 comentarios:

EdC dijo...

Ceci

Pido permiso para repetir respuesta que envie mas temprano, porque cuando lo pegue estaba muy abajo y éste es el tema.

Tema:
Un matrimonio de chicas argentinas tapa de diario del "O Estado de Sao Pablo"


http://4.bp.blogspot.com/_OPIgS7I-6mY/TECVZFTNsiI/AAAAAAAAAvc/KOEdjU8SNyM/s1600/Tapa%20Estado%20Do%20Sao%20Pablo.jpg

Además de todo..
¡¡Son mis primas!!!

Pedazo de primas y sobrinos trillizos tengo!!!

EdC (hoy primista)

_Hernán dijo...

Se le nota la sonrisa que tenía al escribir la crónica.

-

Ésto afecta a una minoría y dentro de esta sólo un puñado de personas considerará efectivamente hacer uso de la igualdad. El resto disfrutará el alivio que trae el inclusión.

Imaginate una igualdad absoluta donde no existan excluídos, donde las villas sean solamente lugares vacacionales. Falta muchísimo.

chicaenminifalda dijo...

ahora a celebrar lo logrado!
y los logros dejasn al descubierto otras injusticias. Hay que pelear x eso!