lunes, 16 de marzo de 2009

En Canasta

vi hermosas obras de lola goldstein
















 y recibí un regalo  asombro. TOKONOMA  12! ahí me di cuenta cuánto extrañaba a amalia sato y a sergio pángaro.
el número promete y da ilusión. empecé por la anécdota que Escari cuenta sobre gombrowicz.
ahora sigo leyendo, después les cuento.


  

2 comentarios:

maría dijo...

qué amor las pantuflas miffis
son divinores totales

chicaenminifalda dijo...

...y la tetera con gorrito...muy tierna!